jueves, 24 de marzo de 2016

Vela Dorada

Las velas son elementos clave en el mundo esotérico. Un elemento habitual en todos los rituales. Una vela ilumina, da calor, quema… el poder de la vela es clave para que los rituales funcionen. El color de la vela es clave en función del uso del ritual, ya que los colores son aspectos fundamentales en los fines de un ritual o ceremonia.

El dolor dorado deriva del amarillo, color por excelencia de Cáncer y Leo, siempre presente en sus vidas y ceremonias, y también el más utilizado en rituales de dinero, negocios y trabajo. El oro es el color de la riqueza y una vela dorada estará siempre presente en rituales de búsqueda de riqueza y abundancia. Pero también es el color del sol y del oro, y son representación de alegría, de felicidad, de limpieza de las malas energías. Por otro lado, la vela dorada es la vela del conocimiento y la sabiduría, es símbolo divino, y en la antigua Grecia se le relacionaba con el poder de la fertilidad y la fecundidad, por lo que se sigue utilizando para estos fines en diversos rituales. El dorado es el color del poder, por la riqueza del material, es un símbolo de vida y luz.

Velas mágicas: Vela Dorada

En el mundo esotérico todas estas acepciones se tienen en cuenta en los rituales. Las velas doradas se utilizan para atraer la fortuna, el trabajo, el dinero y el éxito. También una vela dorada es llamadora de la buena suerte y la prosperidad. Posee energía cósmica y la convierten en una vela para atraer el positivismo, el éxito en amplias facetas de la vida, y una vela básica en la resolución de conflictos.

La vela dorada unida a una piedra pirita, juntas, aumentan sus poderes cósmicos. De igual manera, el número afín a las velas doradas es el cuatro y si hay un día perfecto para utilizar una vela dorada en un ritual es el miércoles.

Rituales con velas doradas

Se pueden realizar rituales para diversos fines dadas todas las propiedades y poderes que se le atribuyen. En primer lugar, la vela dorada se utiliza en rituales para conseguir atraer el dinero, o el éxito laboral, un negocio que se tiene entre manos, etc. también atrae la buena suerte. Para ello, un miércoles se deberán colocar en la entrada del negocio, en la oficina o en un lugar significativo para la actividad empresarial cuatro elementos: la vela dorada, una piedra pirita, cuatro monedas, y una hoja de laurel. La vela debe colocarse en el centro y cada una de las cuatro monedas formando un cuadrado alrededor de la vela. La piedra en la parte superior. Lo siguiente será quemar la hoja de laurel, con el pensamiento de lograr el éxito y conseguir todo lo que cada uno se proponga. Concentrar todas las fuerzas durante cuatro minutos llevar la piedra y las monedas encima durante una semana.

Velas mágicas: Vela Dorada


También se puede realizar un ritual de fertilidad, buscando el embarazo de una persona que desea ser madre y no consigue quedar en estado. Para ello, ata una cinta rosa a una vela dorada. A continuación, enciende un incienso de mirra y coloca una piedra pirita encima. Deja que la vela se consuma hasta llegar a la cinta y entonces apaga tú la vela. Ata la cinta a tu muñeca hasta que se caiga sola.

Si quieres saber más de mí, puedes visitar mi página personal en: http://www.tarotdefatima.com/



Fátima Molina Tarotista y Vidente
806 535 237
932 996 107
www.tarotdefatima.com

Fatima Molina Tarotista y Vidente