sábado, 5 de marzo de 2016

Piedras Mágicas: Aguamarina

La piedra aguamarina es una variedad semipreciosa del berilo, en tono azul verdoso, que recuerda al agua del mar, de donde procede su nombre. Por su nombre también se considera la piedra de los marineros, utilizada como talismán para proteger de mareas y tempestades. La piedra aguamarina es una piedra dura, muy apreciada en joyería por la posibilidad de realizar varios cortes, además de la belleza de la piedra en sí.

Brasil es el mayor exportador de aguamarina a nivel mundial. También se extrae en Nigeria, Madagascar, Mozambique o Zambia. Desde la antigüedad, el aguamarina era la piedra encargada de calmar la furia del dios de mar, Poseidón o Neptuno, según quien lo llame. Aunque el nombre aguamarina se puso en la época del Renacimiento, cuando se consideraba que al tirar la piedra al mar se contrarrestaban las fuerzas de la oscuridad y se hacían fuertes los espíritus de la luz. En la Edad Media se utilizaba mucho en las bodas. Se lo regalaban los esposos porque se decía que era símbolo de unión eterna. Además, se creía que era capaz de controlar y ahuyentar a los demonios. Hoy día, la piedra aguamarina sigue siendo una piedra con energía mística, con muchas propiedades, sobre todo emocionales, muy utilizada en los rituales esotéricos, y como amuleto.

Piedras mágicas: Aguamarina

Usos y propiedades de la piedra aguamarina

La gemoterapia es utilizada por su poder sobre la salud. La piedra aguamarina, en concreto, está indicada para el equilibrio emocional. Purifica los sentimientos y las emociones de quien la porta. Puesta sobre el cuello, aporta buena comunicación. Es una piedra aliviadora de problemas como la sinusitis, dolor de dientes, afecciones cutáneas, o en la vista, cuando se porta encima de los ojos. También es un amuleto fortalecedor y protector frente a enfermedades de este tipo.

El aguamarina es la piedra de la paz, el amor y la felicidad. En las relaciones de pareja mejora el diálogo, mantiene la calma y abre las puertas de una recuperación en caso de ruptura. Es símbolo de amor, y funciona como fuerza atrayente entre dos personas que se quieren. El aguamarina es símbolo de la felicidad en la pareja, y ambos deben llevar una piedra siempre consigo, para favorecer y atraer es felicidad.

Además, aporta alegría a aquellas personas que se encuentran tristes en diferentes situaciones, favoreciendo, a su vez la meditación. También está indicada para calmar situaciones de insomnio, es una piedra que favorece el buen sueño, buscando el sosiego y equilibrio de la persona.

Piedras mágicas: Aguamarina

Se trata de una piedra purificadora, por lo que se utiliza en rituales de cambio. Cuando se quiere empezar de cero, para iniciar una nueva vida en otro hogar, o a la hora de romper una relación o empezar una nueva, el aguamarina se utiliza para hacer rituales para atraer lo positivo con lo nuevo, y desechar las malas energías con lo anterior. El aguamarina tiene también atribuido el poder del remedio contra la falta de fe, eliminando del pensamiento todo lo que cause dolor y desconfianza. Es una piedra iluminadora de felicidad y alegría, eliminando todo mal pensamiento.

Una piedra muy completa con muchas propiedades, que se utiliza como amuleto para el amor, la salud, la felicidad, el positivismo, etc. Se puede llevar como una joya, frotar la piedra en bruto contra el cuerpo, o realizar rituales específicos. Siempre que se vaya a realizar alguno, hay que limpiar la piedra dejándola una noche en agua de mar. Si no se tiene, se puede hervir agua con sal.

Si quieres saber más de mí, puedes visitar mi página personal en: http://www.tarotdefatima.com/



Fátima Molina Tarotista y Vidente
806 535 237
932 996 107
www.tarotdefatima.com

Fatima Molina Tarotista y Vidente